viernes, 28 de octubre de 2016

¿Qué tipo de intérprete eres?

El Gamification World Congress celebró ayer su quinta edición y he trabajado con Esther Moreno en la cabina durante los últimos cuatro años. Este año hemos vuelto a Madrid, al origen y, como siempre, ha sido una jornada maratoniana, llena de información y de cosas curiosas. Ya os he hablado de este congreso en el blog.
Después de 4 años de interpretar a conferenciantes que hablan sobre tipos de jugadores basándose en el modelo de Bartle de 4 tipos o en el del fantástico Andrzej Marczewski con 8 tipos, estoy bastante familiarizada con ellos. Ayer un asistente preguntó para qué sirve saber cuáles son los tipos. Bueno, la respuesta es sencilla, si identificas los tipos de personalidades que tienen tus jugadores, qué les motiva, cuáles son los objetivos que les interesan y cómo interactúan con otros jugadores y con el entorno, sabrás cómo diseñar propuestas personalizadas y podrás hasta cierto punto hacer una previsión de la respuesta que vas a obtener. Ahí es donde me pregunté si no nos vendría bien identificar los tipos de intérpretes.
Antes de nada, ¿qué tipos de jugadores hay?
gamification-bartle
Modelo Bartle para juegos multijugador en tiempo real en mundo virtuales
Vale, vale, pero, ¿podemos ver esto de forma más clara y a ser posible en español?
tipos_de_jugador_content-622x365
Del blog ICEMD

Un Triunfador es una persona para la que lo más importante es la sensación de haber conseguido algo, lograr una meta y cuanto más compleja mejor. Quiere ganar y ser el primero en la clasificación. Actuar sobre el entorno (mundo), dejar su marca, es más relevante que la interacción con otros. Bien podría ser también un tipo de intérprete, más individualista, muy centrado en el reto de sacar adelante proyectos difíciles, enfrentarse a terminología muy específica, eventos de mucha tensión o que han generado mucha expectación y prepararlos tan bien que el resultado final sea perfecto. No tiene nada de malo aspirar a la perfección. Sería un intérprete que estudia el tema, practica en casa y ofrece un pack completo: terminología precisa, pronunciación, ritmo, etc. Pero le fallaría la parte del "concabinato". Se centraría más en su rendimiento  que en el trabajo en equipo o en empatizar con la sala, el ponente, etc. Puede ser un intérprete que se centre solo en algunas especializaciones y en menos combinaciones de idiomas, dado que una de sus motivaciones es ser reconocido como uno de los mejores (o el mejor) en lo que hace, por lo que le dedica tiempo a aquellas áreas donde destaca y es perfeccionista.
giphy3
#winning
Un Explorador desea descubrir lo desconocido, quiere explorar nuevos mundos y conseguir cosas nuevas en cada partida o con cada proyecto de interpretación. Este es el tipo de intérprete que se metió en cabina cuando le contaron que si te dedicas a esto nunca vas a dejar de estudiar, investigar y aprender algo. Pueden fallarle (o no) otras técnicas pero la documentación es lo suyo. Horas leyendo artículos, buscando enlaces, investigando referencias, es un campeón con los vídeos de Youtube que tratan sobre el tema del día o la semana. Sin embargo, no le interesa alcanzar el nivel experto de los ponentes, porque cuando termina una conferencia, lo que busca es sumergirse en otro tema, a ser posible muy diferente, para seguir descubriendo cosas. Es un estudioso, el curioso profesional. Puede ser un compañero de lo más útil (todo le sonará), o un habitante de biblioteca que se relaciona mejor con los libros (ebook, vídeos, o cualquier formato que queráis) que con las personas. Su motivación es interactuar con el mundo, la parte sociable puede estar o no estar incluida en el modelo de fábrica.
tumblr_mngfhnzxv71r5cax1o1_500
Libros, libros

Un Ambicioso (o asesino, depende de cómo quieras traducir killer) es el que quiere ganar, su motivación es actuar sobre el mundo, por lo que competir es lo suyo. Le gusta ganar pero es la competición y derribar a la competencia lo que le activa más que el cuarto café de la mañana. No es lo que encuentre con más frecuencia en cabina pero en todos los sectores hay gente que asume que la vida es una competición y que tienen que ser "el mejor" incluso cuando el trabajo de cabina es un trabajo en equipo.
4e74b918b92a66efc8356b19f1e812fc
#Mmmm

El Sociable o socializador es una persona que se siente motivada si puede interactuar con otras personas. Es el intérprete que disfruta con el concabinato, es al que le dicen que en el proyecto hay 6 cabinas y se viene arriba pensando en todos los compañeros con los que va a trabajar y la gente nueva que va a conocer. Es el intérprete que empatiza, que sigue el tono del ponente, que se mete en el papel. Es el compañero que sabes que te va a ayudar pase lo que pase y sus notas son tus notas. Es el compañero que suele gestionar bien la parte social de este trabajo (pedir presentaciones, hablar con los ponentes). Si eres un explorador, este es un compañero que te complementa y que te va a apreciar aunque seas menos sociable que el Grinch.
giphy4
Vamos a compartir cabina, dame un abrazo, que se note ese #terplove
No sé si uno es solo un tipo de jugador y nada más que un tipo. Creo que en el fondo muchos tenemos un poco de los 4, con uno de los tipos más marcado. También hay épocas y proyectos concretos en los que sacas a relucir más un tipo que otro pero está bien conocerse, saber qué somos y con qué tipo de compañero encajamos mejor.
Otro de los puntos del GWC16 que me ha hecho pensar es la siguiente idea: a la gente le gusta sentirse especial. Si tienes que pagar más pero sientes que te ofrecen un servicio "VIP", único y distinto al que se le ofrece al resto, lo pagarás y encima estarás encantado de hacerlo. Es una idea que lleva tiempo circulando por las conferencias de marketing, que explica el consumo de artículos de lujo (sobre todo cuando no son especialmente buenos). Pero que por ahora es complicado aplicar a los presupuestos que enviamos a los clientes. Lo de "te ofrezco una interpretación de calidad y por eso tienes que pagar estas tarifas" (que son las estándar, no hay truco aquí, dado que siempre intentas ofrecer una interpretación de calidad) no siempre convence al cliente. Quizás el fallo esté en no incluir una tarifa más barata para una "interpretación cutre" en el menú para que así tengan opciones. Lo sé, lo sé, es mejor no dar ese tipo de ideas. Tendremos que seguir buscando modos de transmitir que somos un servicio de calidad, útil, que realmente aporta valor y que tanto si somos ambiciosos, sociables, exploradores o triunfadores, lo que está claro es que somos profesionales y nos dejaremos la piel para que el evento salga adelante.
Mientras tanto, aquí os dejo el vídeo que mostraron y que nos habla sobre nuestra necesidad de sentirnos importantes incluso esperamos el bus. ¿La clave será poner un cordón VIP alrededor de la cabina?

No hay comentarios: